La comunicación en las organizaciones

23 April 2020 | Por Axovia | COMUNICACION

La comunicación en las organizaciones

Todo grupo humano funciona como una micro sociedad. Una empresa es un lugar de encuentro y acción humana, un organismo vivo que piensa, actúa, genera y cultiva nexos de relación, produce materia, energía e información. Y todo ello sucede a través de la palabra, el lenguaje, en fin; la comunicación.

Homo homini lupus

La frase “El hombre es el lobo del hombre”  fue retomada por el filósofo inglés Thomas Hobbes para hablar del egoísmo en el comportamiento humano en donde prevalece la ley del más fuerte. El mundo empresarial fue durante mucho tiempo un fiel retrato de esta filosofía, donde la empatía y la comunicación representan una debilidad más que un valor fundamental en las relaciones humanas. 

Aún hoy, terminando la segunda década del siglo XXI, todavía hay personas que dudan de la “legitimidad” de la comunicación dentro de las organizaciones. Dudan de su gestión, porque consideran que no hay nada que decir más allá de lo que ellos dicen.  


Esta visión, propia del pensamiento industrial, organizó a los procesos productivos en una cadena de montaje que deshumaniza las relaciones. Las personas pasaron a ser  entendidas como engranajes de una maquinaria que no conoce de sentimientos o subjetividades. Películas como “Tiempos modernos” de Charles Chaplin o la espectacular “Metrópolis” de Fritz Lang, ilustran con maestría esta alienación.


Por fortuna, esta forma de organización productiva ha empezado a agrietarse, con un ritmo tan vertiginoso en las últimas décadas que sus signos de decadencia ya son fácilmente observables. 


Las nuevas generaciones retoman las críticas a la organización industrial y proponen nuevas formas de abordar a las organizaciones, más cercanas a la libertad, la empatía y el bienestar emocional. 


Pero realmente ¿qué significa gestionar la comunicación?

Todo comunica

Un buenos días, una mirada, un retardo, todo lo que hacemos y decimos tiene un significado para las personas que lo perciben. 


Una empresa está constantemente produciendo mensajes, actos que se abren camino en el entramado de relaciones y soportes de comunicación. Sin embargo, la complejidad de las relaciones humanas hace que la comunicación se transforme muchas veces en incomunicación, frustrando las partes que intervienen en el proceso.


Es importante tener muy claro que no somos máquinas, somos personas. Y las personas sueñan, aman y odian. Pueden hacer de su trabajo un lugar ameno para el desarrollo o un nicho de odio y resentimiento. Si la comunicación está librada al azar, o peor, se coacciona a través del castigo autoritario, probablemente el equipo de trabajo se inclinara por la segunda opción. 


Gestionar la comunicación es, en primera instancia, reconocer su importancia y evidenciar la necesidad de gestionar racionalmente las relaciones humanas. No como un fin en sí misma, sino como medio para alcanzar los objetivos propuestos. Cualquier organización productiva parte de esta base. Entenderlo, es dar el primer paso.

Nos salvamos juntos

Paulo Freire, pedagogo brasileño, decía: “Nadie se salva solo, nadie salva a nadie, nos salvamos juntos”. Hoy, las empresas más importantes del mundo, le dan la razón. 


El nuevo sistema económico basado en la tecnología, la información y el conocimiento, fue llamado como la “nueva economía”. Nos encontramos en una nueva era donde ya nada es lineal, ni puntual, sino entretejido, complejo, interrelacionado. El mundo digital es el reino de lo intangible, de los signos, símbolos, imágenes y valores. 


Este cambio de paradigma generó nuevos escenarios y retos para las empresas, que se enfrentan a las concepciones, instrumentos y técnicas tradicionales que se revelan insuficientes. En este contexto, Joan Costa, uno de los teóricos más destacados dentro de la comunicación, señala: “La misión fundamental dentro de la empresa será la de diseñar, organizar, concebir y gestionar las comunicaciones en su diversidad de objetivos y de técnicas”


No es un capricho ni un invento infundado, sino el producto de una necesidad real experimentada por las empresas. La gestión integral de la comunicación debe fundamentarse en los públicos receptores hacia los cuales se dirige. Estos pueden ser internos, como los colaboradores, la cultura y la identidad empresarial. O también externos, como es la imagen corporativa, los clientes de la marca, y la responsabilidad social. 


Todos estos ámbitos comparten dos cosas. Por un lado, una coordinación que propone un cierto orden a través de un ciclo de investigación, planificación estratégica, ejecución de acciones y evaluación de resultados. Por otro lado, un equipo de trabajo colaborativo que potencie las acciones encaradas en realidades concretas. Es por ello que “nos salvamos juntos”.

Google es sin duda uno de los casos ejemplares. Se trata de una empresa privada, sí, pero su manera de gestionar la comunicación la ha llevado a ser una de las empresas más importantes del mundo. Google ha demostrado que los grupos bien motivados trabajan con mayor compromiso y eficiencia que un equipo guiado por el resentimiento. 


No se trata de un despertar de conciencia en el mundo de los negocios, ni de nuevas estrategias instrumentales para controlar personas. El mundo ha cambiado y las empresas que no sepan adaptarse a los nuevos tiempos terminarán desapareciendo.

Por Axovia

Blogs

+

5 MUJERES QUE HAN INFLUENCIADO LA INDUSTRIA DE LA TECNOLOGÍA

Hoy en día, la tecnología está por todas partes de nuestra vida. Es prácticamente imposible escapar de ella. Ha llegado y va evolucionando día a día para mejorar procesos, eficientar el tiempo y simplemente hacer que la vida sea más fácil, sencilla y hasta divertida.

Axovia  |  17 Mar 2020
+

Gif Marketing

Todos sabemos lo que es un GIF, ya sea porque hemos visto uno o porque lo hemos usado en algún momento. Pero lo que tal vez no sepas la interesante historia detrás de este formato y el increíble potencial de venta que tiene.

Axovia  |  02 Feb 2020
+

La comunicación en las organizaciones

Todo grupo humano funciona como una micro sociedad. Una empresa es un lugar de encuentro y acción humana, un organismo vivo que piensa, actúa, genera y cultiva nexos de relación, produce materia, energía e información. Y todo ello sucede a través de la palabra, el lenguaje, en fin; la comunicación.

Axovia  |  23 Apr 2020

Suscríbete a Nuestro Newsletter

Descubre por qué somos los mejores. Entérate de todas las tendencias, novedades e innovaciones en el área del marketing digital y turismo.


*No compartimos tus datos personales con terceros, ante cualquier duda revisa nuestra política de privacidad.